Gracias
27.12.2017

 

weshouldreallyloveeachotherinpeaceandharmony

Tengo todo lo que necesito. Lo poco que echo en falta son recuerdos y no están a la venta en ningún catálogo. Tengo una ducha con presión, toallas suaves y sábanas blancas. Agua clara, aire limpio, relativo silencio. Amor, familia y algunos cómplices con los que compartir proyectos. En tiempos agitados siento cierta sensación de tranquilidad o, por lo menos, de estabilidad. Tengo una cerveza fría a mano, salud y buen apetito. Disfruto de una vida confortable con techo, mesa de comedor, zapatos, calefacción y un sinfín de aparatos que se enchufan.

No es cierto que el tiempo pone a cada uno en su lugar. Es el azar el que decide y a mí me ha colocado en un sitio y en un momento privilegiado. Vivo en una ciudad en la que otros sueñan con pasar unas horas. Las calles y las playas están limpias. Hay farolas, autobuses, ambulancias y otros servicios que funcionan. Tengo agua corriente, cuenta corriente, corriente eléctrica y otras cosas corrientes que en la mayor parte del mundo son extraordinarias.

Mi pesadilla recurrente es despertar y descubrir que mi suerte era sólo un sueño. Amanecer en Siria o en Sudán. No ver crecer a mis hijas. Que me quiten mi casa. No poder valerme por mí mismo. Verme obligado a pedir. Vivir lejos de la gente que quiero. Estar atado desde niño a un fusil o a una máquina de coser. Embarcar a mi familia en una lancha atestada de refugiados. Conformarme con sobrevivir.

En estas fechas no disfruto demasiado con la tradición de hacer y recibir regalos. Supongo que un día me di cuenta de que mi mayor regalo es disfrutar de lo que ya tengo.

Doy gracias por tener la fortuna de ser consciente de ello.

 

 

 

 

Publicado en El Diario Vasco el Domingo, 24 de Diciembre de 2017.

Foto.- weshouldreallyloveeachotherinpeaceandharmony.- Venecia, 2014.

40 comentarios:

  1. Joaquín dice:

    Este texto fue el examen de comentario de texto que hice de prueba de acceso a la universidad de València hace unos días. A raíz de ahí buscando por la red descubrí esta página. Solo puedo decir gracias!!!

  2. Esther dice:

    Bonita reflexión, extraordinaria. Gracias por compartirla.

  3. Tania dice:

    Se que voy un poco tarde pero… uffff… me has puesto la piel de gallina, que verdad más grande y que falta hace en el día a día que no tenemos tiempo para nada pararse a pensar en ello y en lo afortunados que somos

  4. Jorge Gabernet dice:

    Y además, tenemos amigos que nos envían por Internet artículos escritos por personas que saben poner en palabras certeras lo que en uno son solo pensamientos, emociones o sentimientos contradictorios, y que te ayudan a encontrar el camino entre tanta confusión y tanto ruido. Gracias, Guille. 

  5. Paz dice:

    Muchas gracias por invitarnos a reflexionar sobre lo afortunados k somos y lo poco k valoramos lo k nos es dado de manera natural!!!Gracias.

  6. Che Andrade dice:

    Gracias por poner en estas líneas lo que a veces pensamos pero no decimos, nos dejamos llevar por las cosas materiales, sin pararnos un momento a pensar en solamente que nos levantamos todos los dias en una cama, en una casa caliente con techo….darle al grifo y sale agua para lavarte, en la cocina café caliente….en fin estas palabras tuyas son para tenerlas grabadas todos los dias del año. GRACIAS ¡¡¡

  7. Manuel Gutierrez Huertas dice:

    he leído su articulo,al igual que a muchos me llego por wassa,tengo que dar las gracias a un vídeo que mande de Eduardo Galeano y la respuesta fue su articulo,completamente de acuerdo es el Azar,llevo tiempo sin festejar estas fiestas y puedo decir con rotundidad que es la decisión mas acertada que tomado en los últimos años,gracias porque de alguna forma mi decisión es consciente y su articulo lo corrobora,a partir de ahora estaré atento a sus publicaciones y artículos,un saludo.

    • guille dice:

      Muchas gracias, Manuel.
      Aunque no lo merezca, gracias por colocarme en el mismo párrafo que a Eduardo Galeano.
      En este blog puede encontrar más artículos sobre temas similares.

  8. Marga dice:

    Fantástico como por whats llegan las cosas interesantes a todos los lugares. En mi caso a Catalunya.
    Gracias Guille por tu reflexión. Casi nunca damos valor a lo afortunados que somos. Gracias por hacernoslo ver.
    Feliz 2018

  9. Antonio Garrocho dice:

    Buenas tardes. Primero decir que ya mandé mi comenterio hace horas, pero como buen analfabeto digital seguro que algo hice mal, así que si el comentario se repite,mis anticipadas disculpas. Yo también recibí tu artículo a través de una imagen por whatsapp y reconozco haberme llevado una muy agradable sorpresa, no sólo por el exelente artículo, también por un autor que no conocía y que ya procuraré seguir de aquí en adelante. Con respecto al artículo en si mismo decir que vivo en Canarias, desde hace 59 años, tengo dos hijos, una nieta, una ahijada y muchos amigos y, desde hace mucho tiempo, defiendo algo muy parecido a lo que reflexionas en tu artículo, sin embargo, nunca he sido capaz de defendelo ni expresarlo con la nitidez y economía del lenguaje que tú has conseguido… quizás, por eso yo no soy escritor y tú sí. Mi emocionada y sincera enhorabuena por tu excelente artículo.

  10. Antonio Garrocho dice:

    Hola Guille. Tu artículo me llegó por whatsapp y resultó una grata sorpresa: no sólo por el artículo, también por un autor que no conocía y que procuraré seguir en adelante. Con referencia al contenido mismo del artículo: tengo 59 años y vivo en Canarias, dos hijos, una nieta y muchos amigos y desdes hace ya mucho tiempo he defendido una idea como la que reflexionas en tu artículo. Sin embargo, yo no he sido capaz de trasladarla tan nítidamente y con tan pocas palabras… quizás eso explique porque tú eres escritor y yo no. Mi enhorabuena por tan acertada reflexión.

  11. Rafael dice:

    Tengo 3 hijas jovenes a quienes se lo mandé desde Córdoba. Las 3 me lo han celebrado con entusiasmo. Gracias por compartir esas sinceras y sencillas reflexiones

  12. Jesus dice:

    Hola Guille, me llegó por whatsapp tu artículo y no me resistí a buscar al autor de tan lúcida reflexión, con la que por otra parte, me siento absolutamente identificado.
    Leer un corto artículo como el tuyo es como encontrar una pequeña amapola en medio del vertedero, es una luz de esperanza en medio de la oscuridad que, aunque aparentemente insignificante, ilumina muchos corazones.
    Yo, además de por todo lo que dices en el artículo, me siento afortunado por vivir en un lugar donde puedo elegir libremente con qué mensaje me quedo, yo me quedo con el tuyo.
    Muchas gracias.
    Recibe un fuerte abrazo.

  13. Rosa María dice:

    Magnífica reflexión. Siempre nos estamos quejando, pero nunca miramos más allá de nuestro horizonte. Gracias

  14. Antonio Montesinos Ruiz dice:

    Sencilla reflexión que muchos no alcanzan a entender por qué su ambición sin límites les impiden disfrutar de lo que tienen. Gracias Guille por compartirlas.

  15. Pepa Cometa dice:

    A mi también me ha llegado por whatsapp, como una foto de la publicación de papel, igual que a Luis. Es fantástico que los mensajes bonitos viajen lejos de mano en mano, como en una botella arrojada al mar. Yo vivo en Andalucía y me ha encantado descubrirte. GRACIAS. Feliz 2018 :)

    • guille dice:

      Gracias, Pepa.
      Sí, me cuentan que se ha movido por WhatsApp.
      Supongo que en el contexto de estas fechas contradictorias mucha gente se ha visto identificada.
      Si es así, me alegro.

  16. Quico dice:

    Gracias por unos imprescindibles minutos de consciencia.

  17. Carlos Campuzano Caffarena dice:

    Tras 54 Navidades luchando con los sentimientos contradictorios de las fiestas navideñas leo su artículo y sòlo puedo darle las gracias por expresar en tan pocas palabras tantas verdades…rapidamente he reenviado a mis hijos y mis amigos porque personas como usted mejoran al ser humano,ese homo sapiens que tan poco ha evolucionado todavía culturalmente… gracias

  18. Irene dice:

    Maravilloso Guille.
    Un abrazo enorme!!

  19. Charo dice:

    Una sabia reflexión. Gracias por compartirla y contribuir al que otros seamos conscientes de la suerte que tenemos.

  20. Luis dice:

    Precioso, de veras me ha llegado por whatsapp como una imagen de la publicación en papel y me parece una reflexión magistral.

    Gracias por compartirla con los demás.

Responder a Esther:

Rellena estos datos y envía tu comentario:

(*)

(*) (no será publicado)

* campos obligatorios